lunes, 2 de noviembre de 2015

Parte III / Pesto, un juego de colores y aroma/ Especial Salsas

Especial de pesto, creo que no existe nada mejor que sentir el perfume de la albahaca, es algo que particularmente me produce una sensación de frescura, cuando salgo de mi trabajo, hago una parada por el mercado, en vez de flores, compro un atado de albahaca, y es el aroma que se disfruta en mi cocina!

Para este post me puse a estudiar un poco del pesto, así que recurrí a Google, para ver qué encontraba.

Luego de leer varios artículos, el de Wikipedia fue el que me resultó más interesante, así que les cuento un poco de lo que aprendí.

El pesto es un condimento o salsa típica originaria de la Liguria (Italia). Su ingrediente principal es la albahaca. Además de la albahaca, se muelen piñones y ajo, todo ello aderezado con queso parmesano y de aceite de oliva.

La palabra "pesto" viene del genovés "pestare", que significa machacar o moler en un mortero, que es la forma en que tradicionalmente se prepara esta salsa.
Ahora si, a las recetas!


Ingredientes:

- 12 tomates secos.
- 60 gramos de aceite de oliva virgen extra (o un poco más según el uso).
- 15 gramos de piñones.
- 1 ajo,
- 2 gramos de albahaca fresca,
- Guindilla al gusto,
- 15 gramos de parmesano,
- Una pizca de azúcar
- 1 cucharada rasa de sal 
- Unas gotas de jugo de limón.

Preparación:

- Empezaremos poniéndolos a rehidratar los tomates en un poco en agua y cuando veamos que están un poco tiernos, los pondremos en un bote con aceite y un diente de ajo para que terminen de rehidratarse. 
- Cuando los tengamos en su punto, el tiempo depende mucho de los tomates usados, conviene sacarle las pepitas que pudieran tener.
- En el bol que vayamos a utilizar para preparar el pesto, pondremos los tomates, los piñones, el ajo pelado y sin el germen interior, las hojas de albahaca, las gotas de zumo de limón, la guindilla, el azúcar y la sal. 
- Añade también la mitad del aceite de oliva, tritura y ve añadiendo más aceite hasta obtener la textura y densidad deseada.
- Cuando lo tengamos a nuestro gusto, añadimos el parmesano, mezclamos y dejamos reposar un poco en la nevera para que todos los sabores "casen" bien. 




Patricia Leite Strozzi lo adapta a los productos que podemos conseguir en Argentina, así que no tenemos excusa para realizarlo!

Ingredientes:

- 1 atado de albahaca fresca, solo sus hojas.
- 30 gramos de nueces (o piñones).
- 3 dientes de ajo.
- Cantidad necesaria de aceite.
- 3 cucharadas de queso rallado parmesano (opcional).
- 1 cucharadita de sal fina o marina (/opcional).

Preparación:

- Primero lavamos y picamos bien chiquitito con una buena cuchilla (no dentada, cuchilla, de cocina, ni tampoco procesadora), un ramito de albahaca fresca, pero solo sus hojas. Como para obtener dos cucharadas soperas no muy colmadas. 
- Las colocamos en un frasco de vidrio limpio y seco.
- A continuación pelamos y rallamos casi a puré, con un rallador súper fino, 3 dientes de ajo al que le quitamos previamente el brote central. Adicionamos al frasco con la albahaca.
- Luego picamos 30 gramos de nueces comunes bien chiquita sin procesar, por favor. Lo sumamos al frasco.
- Añadimos aceite de oliva y vamos removiendo lentamente, para que los ingredientes se vayan impregnando. Cubrimos con aceite y dejamos unos dos a tres centímetros por encima del nivel de los ingredientes. (Ahora podemos añadir queso rallado, parmesano unas dos a tres cucharadas, según el gusto, en casa no le ponemos y lo agregamos a la pasta)
- Otra cosa a tener en cuenta es la sal, se puede poner una cucharadita de té de sal fina o marina, pero corre por cuenta del cocinero.
- Una vez bien cubierto todo con el aceite, tapamos bien y llevamos por una hora a la heladera para que tome más sabor. Se puede tener entre una semana y diez días, siempre y cuando esté cubierto todo con aceite y bien tapado, dentro de la heladera.
- Servir sobre la pasta caliente.




Muy buenas recetas, ideales para acompañar unas pastas caceras!

Aquí les dejo el link del post de masa base para pasta!!! A disfrutarlo!!!!


Vamos a cocinar! No es difícil, en la práctica podemos agarrarle la mano, y hacer los mejores platos!!!

Hasta la próxima!!!