sábado, 25 de julio de 2015

Pasta al huevo / Marco Polo….Tierra o Agua!

Son muchas las teorías que se han elaborado en torno al origen de la pasta. Algunos investigadores adjudicaban el descubrimiento a Marco Polo en el siglo XIII, el cual la introdujo en Italia de vuelta de uno de sus viajes a China, en 1271, sin embargo investigaciones más recientes confirman que las referencias más antiguas a la "pasta" (tal como la conocemos hoy en día) en Italia datan del año 1152,1 un siglo antes que lo señalado en la teoría de Marco Polo. 

En el capítulo CLXXI de “Libros deMaravillas del mundo”, Marco Polo hace referencia sobre la pasta en China. Para otros se remonta mucho más allá, a antiguas civilizaciones etruscas, que la elaboraban mediante el machaque o trituración de diversos cereales y granos mezclados con agua, que luego cocían y resultando un alimento sabroso y nutritivo.

Cuando los griegos fundaron Nápoles adoptaron un plato que hacían los nativos y consistía en una pasta de harina de cebada y agua que luego secaban al sol y por extensión lo llamaron "makaria". En la antigua Roma, también se encuentran referencias de platos de pasta, que datan del siglo III antes de Cristo.

De hecho, el propio Cicerón, político y orador Romano, habla de su pasión por el "Laganum" las "laganas", que son tiras de pasta largas (que son pasta en forma de láminas anchas y chatas, elaboradas con harina de trigo). 

En esa época los romanos desarrollaron instrumentos, utensilios, procedimientos (las máquinas) para la elaboración de la pasta de lasaña. A partir de ahí, desde la antigüedad los cereales han presentado una gran facilidad tanto para el transporte como para el almacenamiento. Fue la expansión y dominio de Roma lo que fomentó el cultivo de los cereales en toda la cuenca mediterránea

Ingredientes:

Esta cantidad se calcula por porción.

- 100 gramos de harina por persona.
- 1 huevo.
- 1 cucharada de aceite, podes usar de oliva.
- Agua, cantidad necesaria.
- Sal.

Preparación:

- En un bols, poner harina, hacer un pocito en el medio, poner el huevo, sal, 1 cucharada de aceite, mezclar, y comenzar el amasado. De ser necesario poner agua hasta armar un bollo consistente y flexible. Es importante que este descanse al menos media hora tapado, para que lograr una mayor suavidad en la masa.
- Estirar a mano, yo utilice mi pastalina, cortar la masa, personalmente la cuelgo de una percha que uso especialmente para dejar que esta se ore hasta el momento de la cocción.
- Poner abundante agua a hervir con sal, poner la pasta, una vez que esta se asoma por arriba, sacar y emplatar!

- Opciones: Un toque de oliva, queso parmesano / Pesto / Tuco / Crema. 

Pero estas recetas van para el próximo post!!!